Nocaut de Tyson sobre Spinks Un resultado predestinado


ESPN deportes.com

Acudir al archivo en busca de un clásico nocaut de Mike Tyson. Fue elegír la pelea en la cúspide de la carrera de Tyson, La aniquilación en 91 segundos de Michael Spinks en el Atlantic City Convention Center el 27 de junio de 1988 hace 22 años este mes.


Había sido una pelea muy difícil de hacer y, en ese momento, era la pelea con más dinero en la historia del boxeo. En la misma se iban a enfrentar los invictos, Tyson (entonces 34-0 con 30 KOs), quien era dueño de tres cinturones, y Spinks (entonces 31-0, con 21 nocauts), quien poseía un título lineal.


El resultado fue que Tyson, tres días antes de su cumpleaños número 22 y con todo tipo de problemas fuera del ring, hizo un agujero en la pared de su vestuario momentos antes de entrar en el ring y luego destruyó a Spinks. Tyson lo golpeó al cuerpo y momentos después descargó una feroz combinación izquierda derecha a la mandíbula.


Se había acabado, así de simple. Cada vez que veo la pelea, me sorprendo por la reacción de Tyson ante el nocaut. En vez de celebrar, se limitó a extender los brazos para recibir los aplausos de su rincón y la gente porque, para él, el resultado había sido predestinada.

Te gusto este artículo? Suscríbete al Feed de Demo vía RSS y recibe diariamente las actualizaciones.